bicycles-809728_1920

Las playas celebran su día mundial

  • Cada tercer sábado de septiembre se celebra el Día Mundial de las Playas, iniciativa cuyo nombre es sólo dado en Venezuela, y forma parte diversas campañas internacionales como Limpiemos El Mundo de Australia y Limpieza de Costas de USA.
  • Venezuela pudiera perder 270 km de costas en el Atlántico al ceder el Esequibo.
  • Gobierno nacional inicia consulta sobre el Plan de Ordenamiento y Gestión de zonas costeras
  • Informaciones claves sobre playas y costas serán noticia en Twittertón especial por @ONGVitalis
  • Conozca algunos consejos útiles al visitar una playa.

 

En el marco de la Campañas Internacionales de Limpieza de Costas, organizada por la Ocean Conservancy de Estados Unidos, y Limpiemos El Mundo de Australia, el tercer sábado de septiembre Venezuela se une a estas celebraciones con una efeméride inédita y criolla, denominada en  nuestro país como “Día Mundial de las Playas”, iniciativa coordinada por FUDENA con el apoyo de decenas de grupos públicos y privados de toda la costa venezolana.

Para Diego Díaz Martín, Presidente de VITALIS, y creador de esta actividad en 1990 «con una prueba piloto» en Chichiriviche de la Costa (Edo. Falcón), el Día Mundial de las Playas se ha mantenido en el tiempo por su cercanía con la gente y la importancia que la ciudadanía le otorga a las costas, preferidas por la mayoría de los venezolanos como su lugar de esparcimiento». Para Díaz Martín, la efeméride centra la atención nacional e internacional en torno a la importancia de estos ecosistemas, los cuales no son sólo costeros y marinos, sino también lacustres y fluviales.

El Día Mundial de las Playas está orientado al público en general, con énfasis en los usuarios directos e indirectos de las playas venezolanas, tales como vacacionistas, pobladores locales, sociedad civil organizada, empresas privadas, organismos militares, institutos gubernamentales y medios de comunicación social. Es así, que esta celebración voluntaria busca lograr la sensibilización y participación de la comunidad en pro de soluciones a los problemas ambientales de las playas venezolanas, principalmente a través de las siguientes actividades:

* Clasificación y cuantificación de los desechos sólidos existentes en las playas del país.
* Promoción de la participación ciudadana dirigiendo los esfuerzos hacia los visitantes y las poblaciones locales.
* Divulgación de la información referente a los diferentes problemas de contaminación que les afectan.

Venezuela pudiera perder 270 km de costas al entregar el Esequibo

El litigio existente entre Guyana y Venezuela por el Esequibo también es noticia en el Día Mundial de las Playas. Para Díaz Martín, alrededor de 270 km de costas en el Océano Atlántico pudieran estarse perdiendo, lo cual representa una importante porción marítima en nuestro mar territorial, con las subsecuentes pérdidas económicas y ecológicas para nuestro país.

Recordemos que de profundizarse los planes de aprovechamiento del vecino país, ante el silencio diplomático de las autoridades gubernamentales y la complicidad de organizaciones internacionales que han sido testigos históricos del litigio,Venezuela pudiera perder la gran riqueza natural de la Guayana Esequiba. Más información aquí.

A propósito de la celebración, presentan propuesta de Plan de Ordenación y Gestión Integrada de las Zonas Costeras

Una buena noticia de la celebración del 2013, es la propuesta de Plan de Ordenación y Gestión  de las zonas costeras que recién inicia su consulta pública por parte del Ministerio del Poder Popular para el Ambiente, y que se realizará desde el 26 de septiembre hasta finales del mes de octubre. Los documentos en referencia pueden encontrarse aquí, y todos los grupos pueden y deben participar para conocer, valorar y mejorar la referida propuesta.

Para VITALIS, resulta oportuno recordar que desde el punto de vista espacial y ambiental, las zonas costeras de Venezuela se caracterizan por su alta sensibilidad y compleja problemática. La conservación y aprovechamiento sustentable de estos espacios, y los recursos que contiene y genera, son una responsabilidad compartida entre todos los actores, pero principalmente del gobierno nacional y las instancias descentralizadas, como entes rectores de la política ambiental Por ello, la propuesta de una Política Nacional de Conservación y Desarrollo Sustentable de las Zonas Costeras es un paso importante que se debe apoyar, a fin de que se consideren los requerimientos e intereses de todas las partes, sin olvidar su importancia ecológica, social y económica.

Un Twittertón por las Playas

A través de su cuenta de Twitter @ONGVitalis, se estarán transmitiendo más de 100 hechos noticiosos sobre las Playas y las Costas de Venezuela y el mundo, con mensajes sensibilizantes para toda la población. Con este esfuerzo, VITALIS estará promoviendo el valor de estos ecosistemas, y destacando sus necesidades de conservación y desarrollo más importantes.

¿Qué hacer para ayudar a conservar las playas?

VITALIS recomienda las siguientes acciones para su bienestar y seguridad:

  • Evite usar las playas abarrotadas de basura. Además de poner en riesgo su salud en el corto o mediano plazo, Ud. pudiera ser objeto de un accidente.
  • Jamás deje ningún tipo de desperdicio en la playa. Si nota que los potes para basura están saturados, tráigala consigo, y dispóngala apropiadamente, y denuncie la situación ante la Alcaldía de adscripción o instancia gubernamental competente.
  • Evite llevar envases de vidrio a la playa o latas que al abrirse se conviertan en un peligro, y en todo caso, manéjelos con responsabilidad para que no se conviertan en un peligro para otros usuarios.
  • Cerciórese que la playa esté señalizada como apta, y verifique los listados elaborados por los Ministerios Populares del Ambiente y Salud para tal fin. No utilice playas prohibidas que pueden poner en riesgo su salud.
  • Verifique que la playa cuente con salvavidas y alguna zonificación. Esté pendiente ante cualquier mensaje, perifonía o silbato de alerta de los salvavidas.
  • Nunca se bañe en una playa cercana a un bote de aguas negras, grises o de otro color. Antes de instalarse en ella, recórrala toda y asegúrese de elegir la apropiada.
  • Analice y comprenda la vocación de la playa. No todas son aptas para el uso recreativo ni todas para su uso deportivo. Algunas son sólo para uso contemplativo, y es preferible no ingresar al agua.
  • Evite llevar animales domésticos a la playa. Usualmente habitan otros organismos vivos que pueden sentirse amenazados por su presencia, además de los seres humanos. También tenga presente que la arena y la salinidad del agua pueden ser perjudiciales para el animal.
  • Utilice el calzado apropiado para evitar cortes al caminar sobre piedras, o en fondos de la playa que pudieran representar algún peligro.
  • Dosifique su exposición al sol, y así esté nublado el día, utilice siempre un protector solar acorde a su tipo de piel y preferiblemente resistente al agua para que no lo pierda inmediatamente.  Recuerde evitar exponerse al sol entre las 10 am y las 3 pm, usualmente de mayor incidencia y peligro para la piel.
  • Recuerde que las playas son ecosistemas vivos, donde se suceden decenas de procesos ecológicos esenciales y fenómenos evolutivos que probablemente desconozca. Deténgase a observarlos y actúe con respeto hacia la naturaleza y sus diversas formas de vida.
  • Disfrute la playa en armonía con la naturaleza y no sea un elemento de perturbación, generando ruido y residuos que degradan sus atributos naturales.

UNIMET celebra II Encuentro de Laboratorios Ambientales

El Departamento de Estudios Ambientales de la Universidad Metropolitana realizará el II Encuentro Nacional de Laboratorios Ambientales de Venezuela, en el Auditorio Polar de esa casa de estudios, el viernes 27 de septiembre de 8 am a 1 pm. El encuentro contará con expertos de diversas organizaciones públicas y privadas, y permitirá intercambiar información sobre los principales avances y desafíos en la gestión de laboratorios ambientales de Venezuela, y en temas vinculados a la calidad del agua como eje estratégico de este encuentro, desde la perspectiva de la gestión integrada de los recursos hídricos, las variables social y ecológica, y las perspecticas geográfica e industrial- productiva.

La entrada es gratis, previa inscripción vía email a mvillegash@unimet.edu.ve.

II Jornada Lab Amb 27 9 2013

Venezuela expuesta a altos niveles de radiación ultravioleta

A propósito del Día Mundial de la Capa de Ozono este 16 de septiembre, el ambientalista Erick Quiroga lanzó un alerta sobre los niveles de radiación ultravioleta a los que están expuestas diversas ciudades del mundo, incluyendo algunas capitales de Venezuela.

Quiroga, quien fue promotor de la creación de esta efeméride mundial, alertó sobre los riesgos de exposición ante las radiaciones ultravioletas del sol, que pueden producir cáncer de piel, cataratas, debilitamiento del sistema inmunológico y susceptibilidad a un gran número de enfermedades.

De acuerdo a la escala de radiación ultravioleta de la Organización Mundial de la Salud, la exposición de 6 a 7 puntos es considerada alta, de 8 a 10 muy alta y por encima de los 11 puntos se la califica de extremadamente alta. La mayor incidencia de R/UV de 11 a las 14.

De acuerdo con Quiroga, entre las ciudades que reciben una Radiación UV extremadamente alta (+ de 11), se encuentran las ciudades más importantes de Venezuela (Caracas, Valencia, Maracay, Barquisimeto y Maracaibo), así como urbes de Colombia (Bogotá, Medellín, Cali y Barranquilla), Ecuador (Quito, Cuenca y Guayaquil) y Perú (Lima, Arequipa y Trujillo).

En una Radiación UV extremadamente alta (11) las personas de piel clara pueden soportar hasta 15 minutos sin protección, y las de piel morena un máximo de 25; para Quiroga, después de esos lapsos de tiempo es necesario protegerse.

Es importante precisar que en días nublados no existen bajos niveles de radiación UV, Para tener una idea, en un cielo despejado el promedio UV puede rondar el valor de 13, en tanto que con cielo nublado, los índices oscilarán entre 11 o 12.

Quiroga también alerta que el Área Metropolitana de la ciudad de México, con más de veinte millones de habitantes, es la mayor población urbana del mundo expuesta a los más altos índices de radiación UV.

 

                RECOMENDACIONES BÁSICAS PROTECCIÓN RADIACIÓN UV

  1. Para evitar los daños causados por radiación ultravioleta, son medidas básicas la consulta al dermatólogo, el diagnóstico precoz y la adquisición de buenos hábitos de fotoprotección.
  2. Evite la exposición directa al sol entre las 9 de la mañana y las 4 de la tarde; 80% de la radiación UV se recibe en este periodo de tiempo.
  3. Haga esta prueba: Si la sombra que usted proyecta es más pequeña que usted, está en el período de mayor intensidad de los rayos solares, por lo que se sugiere que permanezca a la sombra siempre que sea posible.
  4. Los niños menores de un año nunca deben exponerse directamente al sol, y deben protegerse con gorros y ropa ligera de algodón
  5. Use ropa que no deje pasar la luz visible. Para determinar si la ropa lo protegerá, ponga una mano entre la tela y una fuente de luz. Si puede ver la mano a través de la tela, la prenda ofrece poca protección contra la exposición al Sol.
  6. Combine el uso de los bloqueadores solares con sombreros de ala ancha y anteojos con protección UV.
  7. Proteja los ojos con lentes oscuros que tengan protector UV y un diseño envolvente o paneles laterales.
  8. Controle que las orejas, labios, entorno de ojos, cuello, nuca, pies y manos estén cubiertas y protegidas de la excesiva exposición solar.
  9. Use bloqueadores solares con un factor de protección 30 o mayor, tantas veces lo necesite, pero no caiga en el error de considerarlos tan seguros que le permitan multiplicar la exposición al sol.
  10. El consumo de determinados medicamentos, así como el uso de perfumes y desodorantes, puede sensibilizar la piel y ocasionar quemaduras graves al exponerse al sol. Consulte a su médico.

Más información sobre el Día Mundial de la Capa de Ozono

54ada9b97da5c

Detrás de un mal Alcalde en lo ambiental, hay una comunidad cómplice

Por Diego Díaz Martín (*)

Basura en los municipiosEn Venezuela existen al menos 335 municipios  con al menos 25 competencias en materia ambiental, de las cuales, como práctica regular, la mayoría de las mismas no reciben la debida atención, ni de sus máximas autoridades, ni de las propias comunidades.

Seguidamente resumiré sólo algunas de estas competencias, a manera de ejemplo, esperando que los representantes municipales que las revisen y las comunidades a las que les sirven, puedan por un lado cumplir con sus obligaciones, y por la otra hacerlas cumplir.

De todas las competencias ambientales de los municipios, sin duda alguna, la gestión de residuos y desechos se ubica en la posición número uno en inapropiada gestión, pues todos los municipios del país, salvo pequeñas y aisladas acciones, gerencian la basura con la práctica lineal de recoger y disponer finalmente, olvidando todas las acciones intermedias requeridas para manejar efectivamente este problema, considerado como uno de los principales de Venezuela.

Para comenzar, los municipios deben impulsar la disminución de la cantidad de residuos y desechos en sus predios, sensibilizando y motivando a la ciudadanía en tal propósito, disminuyendo así la cantidad de basura que deben tratar.

Asimismo, es vital que los municipios promuevan desde la propia generación, la separación in situ, con lo cual se podrían establecer programas de recolección controlada por tipo de material, base de un programa de reutilización y reciclaje, en el cual se utilicen los días de la semana para cumplir tales fines como se hace en otras latitudes, donde además de la basura diaria, se use los lunes para recoger plásticos, por ejemplo, los martes para el vidrio, los miércoles para el papel y el cartón, los jueves para el aluminio y los viernes para otros tipos de materiales reutilizables o reciclables.

De igual forma, los municipios necesitan coordinarse efectivamente entre sí para estimular el establecimiento de rutas eficientes, centros de acopio compartidos para los residuos destinados a la reutilización y el reciclaje, plantas de transferencia que permitirán organizar y preparar la basura dirigida a la disposición final segura, y disminuir las toneladas de desperdicios que terminan disponiéndose en “vertederos controlados” y rellenos sanitarios, muchos de ellos sin estrictos controles sanitarios ambientales.

Otro tema importante en los municipios, ampliamente descuidado, es el control de la contaminación sónica y de las emisiones de fuentes móviles de gases que deterioran la atmósfera municipal. La ley es clara en ambos temas, sin embargo, muy pocos municipios cuentan con los equipos para monitorear estas variables, así como tampoco del personal entrenado para hacer un buen uso de la información que allí se genera, y que pudiera verse inclusive, no sólo como un mecanismo para favorecer el bienestar de los ciudadanos (objetivo imprescindible de tal acción), sino hasta una vía para generar ingresos extras a los municipios por sanciones o multas, que bien pudieran reinvertirse a tales fines.

El mantenimiento de áreas verdes es otro tema ampliamente descuidado en los municipios. Muchos árboles sufren de tiña y guatepajarito, por citar solo dos plagas vegetales urbanas, sin olvidar la falta de riego, el crecimiento incontrolado de la maleza, la falta de podas parciales básicas en los tratamientos fitosanitarios, y la carencia de información sobre el tipo y naturaleza de las especies existentes. A ello se suma el uso de árboles y arbustos inapropiados a las áreas y el clima local, lo cual en algunos casos se convierten en un problema adicional para la gerencia municipal, olvidando el potencial y utilidad de estas áreas para la recreación y el esparcimiento de los ciudadanos.

En cuanto a las especies animales domésticas, su apropiado manejo sigue siendo una gran deuda en muchos municipios. La gestión de los desechos de las mascotas, y la falta de perreras y otros establecimientos para el cuidado de ejemplares abandonados, son pendientes que demandan urgente atención. Otro asunto en la lista de “por hacer” es el inventario de las especies domésticas presentes en los hogares del municipio y el desarrollo de programas masivos de atención animal como lo establece la ley.

La gestión del agua en los predios locales es otro tema que requiere especial atención. Algunos municipios ya cuentan con el servicio descentralizado del recurso, en tanto que otros no. Sin embargo, la gestión compartida del recurso, el impulso del ahorro, el manejo responsable de las aguas residuales, la prevención ante inundaciones y otros fenómenos socio-naturales, entre otros aspectos, son deudas latentes en la agenda ambiental municipal.

Qué decir del alumbrado público. Ciertamente las corporaciones eléctricas nacionales tienen competencias, y muchos municipios, comprensiblemente, se han dedicado a recordarlo a sus ciudadanos para que reclamen el servicio. Sin embargo, un buen Alcalde o Alcaldesa ya hubiese explorado mecanismos alternos de generación de luz eléctrica, incentivando por ejemplo el uso de la energía solar para el alumbrado público, apoyándose de las propias empresas locales que seguramente pudieran estar interesadas en participar de alguna manera.

Siempre he dicho que tras un mal Alcalde o Alcaldesa, está una comunidad cómplice y silente, pues tenemos el poder de dar nuestra opinión y de aprobar o rechazar una gestión local, si tras su administración nuestra calidad de vida no mejora.

En otras entregas seguiré abordando esta temática tan importante en nuestras comunidades, pues lo peor que podemos hacer es quedarnos de brazos cruzados pensando que una elección todo lo puede resolver.

Si no estás de acuerdo con la gestión de tu alcalde, no dejes de levantar tu voz, siempre con respeto, pero con altura y decisión. Nada ni nadie puede comprometer el disfrute de tus derechos ambientales claramente definidos en la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela.

(*) Presidente de VITALIS, Jefe de Estudios Ambientales de la UNIMET.

Twitter @DDiazMartin

Riqueza natural de Guayana Esequiba es de Venezuela

Venezuela pudiera perder la gran riqueza natural de la Guayana Esequiba, de profundizarse los planes de aprovechamiento del vecino país, ante el silencio diplomático de las autoridades gubernamentales y la complicidad de organizaciones internacionales que han sido testigos históricos del litigio.

Los ríos Cuyuní y Esequibo delimitan una extraordinaria porción del macizo Guayanés, conformada por alrededor de 159.500 km2 que encierran recursos naturales estratégicos, y que ha sido motivo de reclamaciones por parte de Venezuela desde el año 1966, aunque la República de Guyana (ex colonia británica) lo administra sin ningún tipo de restricciones.

Con características propias de los suelos más antiguos del planeta, esta región posee extraordinarios recursos forestales, fundamentalmente en las tierras altas, que suelen ocupar más de ocho millones de hectáreas, con gran variedad de animales y plantas, aunque algunas regiones carecen de estudios científicos que permitan cuantificar con precisión sus índices de biodiversidad. Algunos autores dividen su geografía en 4 regiones, determinadas por su conformación físico natural: Zona costera (desde Punta Playa hasta la desembocadura del río Esequibo), Zona Intermedia (territorio comprendido entre 30 y 120 m.s.n.m., Pacaraima (cordillera que ocupa gran parte del territorio Esequibo, fundamentalmente cubierto de bosques) y la Zona de Sabanas y Montañas del Sur (conformada por las sabanas de Rupununi).

Su hidrografía es amplia y abundante, con ríos que pueden llegar a medir hasta 1000 km en longitud, como el Esequibo, y deltas que drenan al Atlántico, con gran influencia en la productividad pesquera. Algunos de ellos con potencial navegable, confieren al área un potencial para el aprovechamiento racional de sus recursos naturales, siempre y cuando se maneje con criterios de sustentabilidad, protegiendo lo que debe mantenerse a perpetuidad, y aprovechando lo utilizable, con apego a criterios de conservación, y bajo impacto ambiental negativo.

Entre los minerales del esequibo se encuentran la bauxita, el oro, los diamantes y el manganeso, aunque se sospecha de importantes reservas de uranio, petróleo y gas natural, algunos ya sujetos a planes de exploración y/o aprovechamiento por trasnacionales. Destaca el potencial agrícola existente al norte de la región, que abastece a la población del país principalmente concentrado en este eje que no supera el 15% del territorio, así como su potencial acuicultor.

Desde VITALIS instamos a las autoridades de Venezuela a sincerar su posición diplomáticamente, frente a esta histórica reclamación, y a demostrar con acciones ejemplarizantes, las intenciones de no ceder la administración de este territorio a un país que aprovecha sus recursos naturales a espaldas de los acuerdos en negociación y los litigios. De ceder a las pretensiones de la República Cooperativa de Guyana, Venezuela no sólo estaría perdiendo recursos forestales, hídricos y mineros, sino estaría permitiendo el incremento del efecto de borde por presiones negativas que puedan derivarse de un aprovechamiento insustentable de los recursos naturales en el vecino país, con la inevitable afectación de los frágiles espacios protegidos en nuestro territorio.

Archivos

Categorías